sábado, 30 de agosto de 2014

EJERCICIO CÍCLICO, AMABLE PARA TUS PIERNAS.



En mi adolescencia me apasionaba el deporte, en especial el atletismo, durante 3 años lo di todo logrando grandes resultados. A partir de ahí comencé a padecer lesiones que acabaron por hacerme abandonar con un único horizonte, encontrar un deporte que permitiera divertirme y ¿por que no? explorar nuevos rincones.


Después de ese revés los médicos me recomendaron una alternativa que no tuviese impacto, por ejemplo natación pero a mi no me apasionaba, unas semanas después llegó mi hermano con su flamante "moutain bike", una de las primeras que aparecieron en el barrio (años 90) y casi sin quererlo empece a montar mas veces que el. Mis amigos fueron comprando las suyas y esto fraguo un pequeño grupo con los que corrí buenas aventuras del que guardo estupendos recuerdos.

Hasta hoy he "semi abandonado" la bici en ocasiones pero siempre vuelvo a ella o ella a mi y puedo confirmar, después de miles de kilómetros, durísimas rampas, largas salidas y alguna caída, que nunca he sufrido lesiones en mis frágiles piernas y gracias a este deporte se mantienen fuertes y mantengo buena forma. Hay zonas del cuerpo que sufren lesiones por ejemplo muñecas, espalda, cervicales...pero yo "don pupas" nunca las he padecido.

Por eso es una estupenda opción deportiva, es poco lesiva salvo excepción o recomendación médica, permitiendo todo tipo de exigencia física y modalidades.